...

Últimas entradas

Contacta con nosotros

Síguenos en las redes

JUICIO DE FALTAS By BLACKVELVET

La audiencia tuvo lugar en la sala más grande de los juzgados. Como es obligatorio por ley, el acusado debe estar presente, por lo que se le lleva amordazado y encadenado, escoltado por tres guardias. La fiscal hace su alegato fiscal vestida de uniforme, mientras la juez termina de revisar el sumario del caso. En un estado ginocrático como Rubinia, no existe el derecho a la dignidad ni la presunción de inocencia para los hombres. Ni tan siquiera derecho a ser defendidos por abogacía. Si el fiscal es quien busca la verdad ¿para qué hacen falta los abogados? La fiscalia la ejercen sólo mujeres, igual que la judicatura. El reo no tiene derecho a defenderse, sólo a estar presente en su juicio.

Los casos resueltos con la libre absolución son casi inexistentes y la condena mínima aplicada son diez años de internamiento en un campo de reeducación de género (para hombres). Las mujeres van a prisiones ordinarias, con un régimen más laxo, y condenas inferiores en tiempo. Tan sólo las activistas contra el régimen, consideradas ‘igualitaristas’ pueden pasar el mismo tiempo que un hombre en prisión, aunque conservando sus privilegios por cuanto Damas son.

Publicar un comentario

Acceder

Registro

Restablecer la contraseña

Por favor, introduce tu nombre de usuario o dirección de correo electrónico y recibirás por correo electrónico un enlace para crear una nueva contraseña.